Ya es hora de empieces a tomar las decisiones adecuadas

Nosotros tenemos que aceptar nuestra situación actual porque es la que es, pero podemos modificarla empezando a tomar las decisiones adecuadas. 

Se denomina actividad económica a cualquiera de los procesos en los que se generan e intercambian productos, bienes o servicios para cubrir las distintas necesidades del hombre.

La actividad económica genera riqueza dentro de una comunidad (ciudad, región, país, etc.) mediante la extracción, transformación y distribución de los recursos naturales, o bien por la realización de diversos servicios. Cada persona desarrolla su trabajo en un área económica, y por realizarlo recibe una cantidad de dinero. Dependiendo del trabajo que cada uno realice obtendrá más o menos dinero. 

La edad mínima para empezar a trabajar en España son 18 años, cuando llegamos a la mayoría de edad y tenemos plena capacidad para firmar un contrato de trabajo. Una persona puede trabajar para otra persona, empresa o institución a cambio de un salario, puede crear su propio puesto de trabajo y ejercer de autónomo, o aportar el capital necesario y crear su propia empresa.

dinero

Las palabras castellanas “trabajo” y “trabajar” provienen del castellano antiguo trebejare (esfuerzo, esforzarse).  La palabra “trabajo” procede del término latino tripalĭum (tres palos) y el verbo tripaliāre que significa “torturar” o “torturarse”.

La relación entre la palabra trabajo y tripalium –vocablo del bajo latín del siglo VI de la Era Común– se origina cuando se comenzó a utilizar ese término, que se usaba para describir actividades que produjeran dolor en el cuerpo. En esa época, la mayoría de la población trabajaba en el campo realizando un duro trabajo físico que los hacía sentir como si los hubieran apaleado.

Desarrollamos distintas actividades para conseguir los ingresos que nos permiten subsistir. Hay quienes trabajan para vivir y otros viven del trabajo de los demás. Espero y deseo que tu trabajo no sea un suplicio para ti como lo fue para quienes vivieron en el siglo VI E. C. y te haga sentir útil, te ayude a mejorar como ser humano y te proporcione seguridad económica y estatus social.

Hoy no hay una edad máxima para dejar de trabajar. Anteriormente existía una limitación por Ley a los 69 años, pero una sentencia del Tribunal Constitucional estableció que este límite era inconstitucional porque contradecía el derecho a trabajar.

En cuanto a la edad de jubilación, la tendencia actual y futura es retrasarla lo más posible. Desde 2013 los españoles trabajamos más años y cada vez cobraremos menos. Los que se jubilaron en 2017 con el 100 % de la pensión necesitaban tener cumplidos los 65 años y cinco meses.

Hasta 2018 la edad de jubilación se incrementará un mes por cada ejercicio, para a partir de esa fecha aumentar en dos meses cada año hasta el año 2027, cuando la edad de jubilación para los trabajadores españoles serán los 67 años.

Con el dinero que consigues por la realización de tu trabajo pagas los gastos de una casa, compras alimentos, ropa, gasolina, te diviertes, quizá pagas colegios, universidades, etc. En definitiva, tu economía como la de la mayoría de las personas se basa en generar ingresos para poder cubrir tus necesidades presentes y futuras.

La relación existente entre los ingresos que percibimos y los gastos o necesidades que tenemos que cubrir nos proporciona la información necesaria para comenzar a trabajar con nuestra inteligencia financiera.